Making of de “ajo”

Ajo

Quería hacer un bodegón de unos ajos sobre un fondo negro neutro con su propio reflejo por abajo.

Tenía muy clara la imagen que buscaba, pero no tenía los elementos de estudio necesarios.

Inicialmente probé en la vitrocerámica de la cocina y no quedó mal. Pero la luz que había ahí no me gustaba, era muy frontal y la imagen resultaba muy plana.

Me puse a buscar qué otras opciones tenía en casa para montar un miniestudio. Tenía que ser negro, reflectante y poderse mover para situarlo en el lugar donde tuviera la luz que yo quería. Y la vitrocerámica no la podía cambiar de lugar, al menos sin el permiso de mi mujer.
Asi que se me ocurrió usar como fondo la tapa negra del ordenador portátil.

La iluminación es la luz natural indirecta que entra por la ventana y rebota en el papel de cocina para iluminar al ajo por el frente. Esta luz entonces resulta la luz principal que ilumina el objeto y es la luz a medir para realizar una exposición correcta. Por lo tanto la luz trasera proveniente de la ventana era más intensa, iluminaba el ajo por detrás y quemaba la parte posterior blanca de la piel. Para solucionarlo puse la funda del objetivo detrás del ajo para tapar esa luz trasera y evitar que se quemara el ajo por detrás.

making of ajo

Con el objetivo de 150mm busqué un ángulo desde el que se viera bien el reflejo y quedase el fondo descontextualizado, buscando también que el punto de vista excluyera cualquier otro reflejo.

Ahora sí tenía la imagen que quería, con una luz suave y lateral que provenía del papel de cocina ubicado a la derecha del objeto. De esta manera conseguía dar más volumen a los ajos.

También se pueden dejar comentarios de este artículo en este enlace. Gracias.

Publicado en Cómo se hizo, Fotos Etiquetado con: ,